Lo bueno y malo de la economía mexicana en la era AMLO, según Coparmex

  • Twitter
  • Facebook

Organismos internacionales, calificadoras e institutos de finanzas mexicanos han hecho ajustes a la baja en sus expectativas de crecimiento económico del país; sin embargo, el país continúa avanzando en términos económicos, afirma José Medina Mora, vicepresidente de Fortalecimiento Estructural de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex).

“México sigue creciendo y eso es importante destacar, aunque sea menos de lo que estábamos creciendo. Al principio había dicho que la economía podía crecer 2.2% ahora se ajustó a 1.4%, la región de Centro Occidente y Bajío crecerá arriba de 4%, en el sureste hay estados con crecimiento negativo y este 1.4% es un promedio, entonces es importante ver que el país sigue creciendo aunque sea de forma disparejo”, apuntó el líder empresarial. 

Medina Mora se refiere a que la semana pasada el Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF) anunció un ajuste a la baja de sus expectativas de crecimiento económico del país, al pasar de 1.4% a 1.2% del PIB.

Sin embargo, en los más de seis meses del gobierno de Andrés Manuel López Obrador hay claroscuros en las decisiones de gobierno, afirmó. 

Una de los puntos positivos de la gestión de AMLO es que se ha mantenido un “sano equilibrio fiscal y financiero”. 

“Esto nos permite que la economía del país siga adelante, si se rompiera este equilibrio fiscal, sería una manera de deteriorar la economía”, detalló.

Otro elemento a favor de la administración actual son los acuerdos entre la iniciativa privada y las autoridades locales de Querétaro, Guanajuato, San Luis, Aguascalientes y Jalisco para impulsar el desarrollo en bloque, por lo que se espera que en esta región se registre un crecimiento económico de 4.5%. 

Pero hay preocupaciones muy especificas en el sector empresarial en torno a las decisiones del gobierno de López Obrador, que podrían no estar apoyando al desarrollo económico del país. 

“Algunos indicadores que dicen que hay que hacer correcciones, el hecho de que tanto Fitch Ratings,  Moody’s y otras agencias internacionales hayan rebajado la calificación de la CFE y Pemex esto no había sucedido en 10 años, pues es alarmante. Porque es algo de cómo se ve Petróleos Mexicanos y la Comisión Federal desde afuera”, apuntó el integrante de Coparmex. 

Si la deuda de Pemex, que asciende a 106,000 millones de dólares, pierde su grado de inversión podría “arrastrar” la deuda del país, afirmó. 

Agregó que aún no se están generando condiciones de confianza para la inversión privada y que con ellos avance el crecimiento económico y la generación de empleos.

La semana pasada el IMSS dio a conocer que en mayo se registraron 3,983 que representa una caída de 88.3% en comparación al mismo mes de 2018. Además, detalló que, aunque se registraron 40,664 nuevos empleos permanentes se perdieron 36,861 empleos eventuales.

“El empleo se genera a partir de que hay inversiones, tenemos que ir un poco más afondo para decir por qué no se están dando las inversiones, como lo señalas no es suficiente que se hayan generado ya en los primeros cinco meses 303,000 empleos, sobre todo pensando que los 300,000 ya los teníamos hasta abril que es una cifra mínima que se da en el mes de mayo”, señaló Medina Mora. 

El líder empresarial recordó que en marzo de este año el Inegi reportó una caída de la inversión del orden de 6%. 

En ese sentido, señaló la necesidad de generar un ambiente de confianza para los inversionistas basado en la credibilidad en la toma de las decisiones del gobierno, el Estado de Derecho y la credibilidad. 

FUENTE: FORBES

Compartir ahora:

Deja un comentario